Crowdfunding: un aporte colectivo para cumplir las ideas de negocio

0
Imagen: Pixabay.
Want create site? Find Free WordPress Themes and plugins.

Entre las múltiples opciones que ha traído la era tecnológica, el crowdfunding es una de las tendencias que ha crecido significativamente durante los últimos años. Aunque el término no es novedoso, este modelo de financiación en línea ha encontrado su palanca en las necesidades económicas que viven las empresas, especialmente, durante sus primeras etapas de desarrollo.

Este concepto, también conocido como financiación colaborativa, tuvo un auge importante desde hace 10 años, después de la grave crisis financiera que llevó a varios bancos estadounidenses a reducir la oferta de créditos. Desde entonces, las empresas se vieron obligadas a buscar la forma de recaudar dinero mediante plataformas tecnológicas, en las que personas naturales y demás compañías privadas aportan con donaciones, inversiones o préstamos al desarrollo de una idea de negocio.

Los primeros usuarios en línea de crowdfunding registraron aproximadamente USD 880 millones en inversiones, de acuerdo con un informe de Asobancaria. No obstante, el avance de esta actividad fue más evidente en 2015, cuando se reportaron inversiones a nivel global por el orden de los USD 35 billones. En 2016, este monto creció a USD 61 billones y para el 2020, el Banco Mundial proyecta una cifra cercana a los USD 90 billones.

-Publicidad-

Más allá de emprendedores e inversores dispuestos a aportar al desarrollo de un proyecto, un ecosistema de crowdfunding requiere la unión de diferentes elementos que, finalmente, construirán un escenario confiable para que todas las partes participen. De acuerdo con el Banco Mundial, los factores que han adoptado los países desarrollados son:

  • Un marco regulatorio transparente y efectivo, que garantice la seguridad de las transacciones y prevenga casos de fraude.
  • Un mercado virtual regulado que facilita la formación de capital y brinda posibilidades de educación y capacitación en el manejo adecuado de estas plataformas.
  • El apoyo de otras entidades, como incubadoras, aceleradoras, universidades y espacios de trabajo conjunto.

En Colombia, la tecnología para impulsar negocios fintech ha tenido una acogida importante. De hecho, el país se ubica en el tercer lugar en la región, después de México y Brasil, según el Fintech Radar Colombia (2017), elaborado por la firma Finnovista. Sin embargo, las iniciativas de crowdfunding se han desarrollado lentamente, debido a la falta de una regulación adecuada sobre factores como la canalización de préstamos.

Fue hasta el año pasado cuando el gobierno puso sobre la mesa las normas claras del juego y expidió el Decreto 1357 de 2018 para regular estas actividades financieras. Entre los nuevos cambios, esta norma comprende la financiación colaborativa como “una nueva actividad del mercado de valores”, que puede ser adelantada por las bolsas de valores, los líderes de sistemas de negociación de valores y sociedades anónimas de dedicación exclusiva.

Además, anteriormente, los emprendedores solo tenían la posibilidad de acceder a las plataformas de crowdfunding para recolectar fondos por medio de donación simple o con recompensa. Pero ahora, este canal se puede aprovechar para canalizar préstamos de dinero y negociar acciones. Los actores involucrados en esta actividad deben ser autorizadas y vigiladas por la Superintendencia Financiera.

Asimismo, este decreto indica que los proyectos se podrán financiar hasta por 10.000 SMLMV, siempre y cuando cuenten con la participación de inversionistas calificados, y hasta por 3.000 SMLMV si esto no sucede. Por su parte, los aportantes pueden dirigir hasta el 20 % de su patrimonio o sus ingresos anuales a este fin.

Ahora bien, después de dar un paso fundamental para fortalecer la confianza y mitigar los riesgos que previenen a las entidades y a los empresarios, hay expectativa en el país por la expansión y el impacto que podrán generar estas plataformas, más aún cuando la inclusión sigue siendo uno de los grandes desafíos para la nación. De hecho, la Superintendencia Financiera proyecta que, al finalizar este año, el tamaño de la industria crowdfunding alcanzará los USD 70.000 millones, y para siete años más el valor se duplicaría a USD 150.000 millones, lo que en pesos equivale casi al valor actual de los créditos otorgados por el sistema financiero en Colombia en su historia (430,5 billones).

Did you find apk for android? You can find new Free Android Games and apps.
-Publicidad-